1 oct. 2010

[Burgos] Sobre la huelga general


A lo largo del día cientos de personas han salido a las calles de la ciudad secundando la convocatoria de huelga general contra la reforma laboral aprobada a primeros de este mes. A pesar del sindicalismo de estado de CCOO y UGT y la huelga paripé convocada tarde y mal, trabajadores, parados, estudiantes y un largo etcétera han decido tomar la calle para convertirla en una jornada de lucha.

Pasadas las doce de la noche comenzaban los primeros piquetes en los accesos a los polígonos industriales de Burgos. A partir de las cinco de la madrugada la mayoría de las entradas quedaban bloqueadas y en algunas de ellas se levantaban barricadas y cruzaban contenedores. Por la mañana en distintos barrios los piquetes tomaban la calle cerrando los establecimientos abiertos, destacando un gran bloque que ha bajado por la calle vitoria desde gamonal hasta el centro, juntandose con mas gente y siguiendo cerrando locales de esquiroles. Por la tarde una manifestación recorrió las calles céntricas de la ciudad.

En una primera impresión rápida de la jornada de lucha vemos como alguna gente ha salido a la calle sin ser de ningún sindicato y sin estar de acuerdo con ellos, han visto la necesidad de plantar cara a la reforma laboral tan dañina para los trabajadores, a pesar de saber la inutilidad de convocar una huelga contra una reforma aprobada 20 días antes. Vistos contra la espada y la pared, representando la espada la reforma aprobada por los políticos y abalada por la patronal y la pared los sindicatos vendeobreros, han decidió salir a la calle apostando por la continuidad de la lucha.

Sin la fuerza necesaria en la sociedad para defenderse de los ataques del capital de forma generalizada, hoy es más necesario que nunca empezar a autoorganizarse en los trabajos, en la calle y en toda nuestra vida, como salto cualitativo superador de un sindicalismo cada vez mas cuestionado y contra la pasividad y resignación de la sociedad actual.

También destacar el papel intoxicador de los medios de desinformación y en especial del Diario de Burgos, que con sus artículos sesgados contra toda protesta vuelve a dejar en evidencia quien es su dueño y los intereses que defiende. En la otra parte de la tenaza están los piquetes del patrón o los diferentes cuerpos armados al servicio del estado que han perseguido con saña a cualquiera que se moviera más de la cuenta.

¡Políticos, patronal y sindicatos son enemigos del pueblo!

¡Por la autoorganización de los trabajadores, parados, estudiantes, etc hasta tumbar la reforma por lo menos!

No hay comentarios:

Publicar un comentario